Fonte Pura

juan y vanesa

A los hombres que me gustan
Cecilia Laura Rodríguez

Hay varias cosas que siempre quise decirte
y nunca encontré el momento

Quise decirte
que mi prejuicio
a darte mi piel
es porque siento que me la arrancaron
y si hay algo parecido a piel
sobre mi carne y mis huesos
es porque la fui recogiendo
del polvo……..de los cajones
de entremedio de los libros la ropa los perfumes
y la fui armando
de vuelta

y quién dice
a lo mejor
sin querer
solo al pasar
vos mismo arrancaste un hilito
y ese hilito se volvió arena

Siempre quise decirte
que estoy en busca de una parte de mi cuerpo
que me sacaron
que ya no está
y no la encuentro

Lo único que sé es que esa parte que me falta
no está escondida en tu cuerpo

tu cuerpo me gusta porque es tuyo
porque no hay nada mío en él
salvo lo que yo lleve
y me encantaría
adoraría
que mi cuerpo te guste
por los mismos motivos

Quise decirte que me resulta abrumadora
la distancia
que hay entre vos y yo
y sin embargo
………………….de alguna manera
……………………………………………..afino el ojo
y encuentro ese punto medio entre nosotros
calculo la longitud
el tiempo de viaje
la cantidad de estaciones de servicio
y me quedo esperando
a ver si vos calculaste lo mismo
y
como yo
estas por dar el primer paso
y me quedo esperando
y no tengo ninguna señal seria
de que vos hayas calculado nada
y entonces
la distancia
vuelve a abrumarme
como una ráfaga de aire frío que abre los poros
y electriza la espalda

Siempre quise decirte
que recuerdo el día que pensé:
puedo quererlo
recuerdo donde estaba
qué hacia
y la sensación que me rodeó
al pensar en eso

en cambio
no recuerdo si te quise
ni tampoco sé muy bien si ahora te quiero

Quise decirte
que aunque aprendí a disfrutarme en soledad
siempre voy a salir a buscarte
siempre voy a estar calculando
……………..ese punto medio……………..

pero no te voy a arrastrar hasta él

te considero un ser pensante
capaz de modificarte y movilizarte a vos mismo
no te voy a tomar por menos que eso
no voy a aceptar una versión boluda de vos
yo quiero la versión completa
en hache-dé

y me vuelve loca
que no veas
que a vos también te sacaron una parte de tu cuerpo
que a vos también te arrancaron un hilito de tu piel
que a vos te dijeron:
no busques eso que te falta
porque es de puto
es de mujer

Siempre quise decirte
todas estas cosas
y tantas
………..tantas más

1c617bd745bf7b10f7415a1111b12b67

Te amo por ceja
Julio Cortázar

Te amo por ceja, por cabello, te debato en corredores
blanquísimos donde se juegan las fuentes de la luz,
te discuto a cada nombre, te arranco con delicadeza de cicatriz,
voy poniéndote en el pelo cenizas de relámpago y cintas
que dormían en la lluvia.
No quiero que tengas una forma, que seas precisamente
lo que viene detrás de tu mano,
porque el agua, considera el agua, y los leones cuando
se disuelven en el azúcar de la fábula,
y los gestos, esa arquitectura de la nada,
encendiendo sus lámparas a mitad del encuentro.
Todo mañana es la pizarra donde te invento y te dibujo,
pronto a borrarte, así no eres, ni tampoco con ese pelo
lacio, esa sonrisa.
Busco tu suma, el borde de la copa donde el vino es
también la luna y el espejo,
busco esa línea que hace temblar a un hombre
en una galería de museo.

Además te quiero, y hace tiempo y frío.

a2f3bf1f1358a2060eedf7c88c18cec0

 

Queja
Alfonsina Storni

Señor, mi queja es ésta,
Tú me comprenderás;
De amor me estoy muriendo,
Pero no puedo amar.

Persigo lo perfecto
En mí y en los demás,
Persigo lo perfecto
Para poder amar.

Me consumo en mi fuego,
¡Señor, piedad, piedad!
De amor me estoy muriendo,
¡Pero no puedo amar!

1984

Mártir de mi amor por ti
Jack White

Ella tenía 16 años y medía seis pies de alto.
En una multitud de adolescentes, saliendo del zoo,
tropezó, y comenzó a resbalar y a caer.
Se elevó en el aire, con sus caros zapatos de piel.
La cogí al vuelo, y le dije:
“quizá estos zapatos de color rubí son demasiado incómodos para ti”.

Quizá para ti, ahora.

Pero yo no estaba tan nervioso como debía aparentar,
hablando basura a su sonrisita, pequeño sueño adolescente.
Y al teléfono, no podría competir.
La capacidad de mi tonto amor de mentira se volvía débil.
Por un segundo pensé que sonaba dulce,
pero estoy seguro que tenía una voz tosca y débil,
así me escuché a mi mismo hablar.

Podría haberme quedado un rato,
pero tarde o temprano, rompería tu sonrisa.
Y puedo hacer una broma,
pero uno de estos días estoy destinado a ahogarme.
Y podríamos compartir un beso,
pero siento que no podría soportar todo esto.
Y apuesto a que podríamos construirnos una casa,
pero sé que lo más correcto que puedo hacer
es dejarte sola.

Dejarte sola, ahora.

Estás empezando a gustarme,
así que probablemente no te des cuenta de lo que voy a hacer.
Me alejo de ti caminando.
Seguramente no tenga mucho sentido para ti,
pero estoy intentando salvarte
de todas las cosas que probablemente te puedo decir o hacer.

Que probablemente haga.

Podría haberme quedado un rato,
pero tarde o temprano, rompería tu sonrisa.
Y puedo hacer una broma,
pero uno de estos días estoy destinado a ahogarme.
Y podríamos compartir un beso,
pero siento que no podría soportar todo esto.
Y apuesto a que podríamos construirnos una casa,
pero sé que lo más correcto que puedo hacer
es dejarte sola.

Dejarte sola, ahora.

Seguramente dirás que soy un tonto,
y que hago exactamente lo mismo que haría un cobarde.
Y estás empezando a gustarme.
Es una pena, una forma de vivir tan patética.
Pero, ¿qué puedo hacer?
Espero que comprendas lo que hago.

Soy un mártir de mi amor por ti.
Un mártir de mi amor por ti, ahora.
Un mártir de mi amor por ti.
Un mártir de mi amor por ti.

laundromat

Desamor
Rosario Castellanos

Me vio como se mira al través de un cristal
o del aire
o de nada.

Y entonces supe: yo no estaba allí
ni en ninguna otra parte
ni había estado nunca ni estaría.

Y fui como el que muere en la epidemia,
sin identificar, y es arrojado
a la fosa común.

wild-is-the-wind

 

Tenía miedo de que te fueras
y te fuiste,
un miedo menos…

Andrés Ixtepan

 

56433441_2325605290991311_2468579539102466048_n

 

Anuncios